Actualidad, Artículos, Consejos sobre productos ecológicos

BENEFICIOS PARA LA SALUD DEL MELÓN

Llega el verano y el melón es una de las frutas refrescante y dulce perfecta para aliviar el calor, pero es que además por su valor nutricional el melón es una de las frutas que no deben faltar en tu dieta ya que es rico en vitaminas A (es la fruta con mayor contenido de esta vitamina), del grupo B (incluyendo la B9 o ácido fólico), C y E. Además contiene minerales como el magnesio, fósforo, calcio, hierro, potasio y sodio.
En el Camaleón Verde puedes encontrar melones ecológicos, descubre nuestras variedades como el Amarillo Canario o el famoso Melón Cantaloup que hará las delicias de toda la familia este verano.

 

¿Sabias qué el melón es rico en Potasio?

Es algo no muy conocido pero el melón tiene un alto contenido en Potasio, normalmente el potasio se asocia al plátano, pero el melón es una buena fuente de potasio. El potasio, es fundamental para el correcto funcionamiento del sistema nervioso, también para regular la tensión arterial, y combatir la retención de líquidos.

Existe un déficit generalizado de potasio, un mineral “presente sobre todo en frutas y verduras de hoja verde” y que es muy importante para las salud y el equilibro electrólitico.
Cuida tu salud con los melones ecológicos de www.elcamaleonverde.com

El melón es depurativo


Por su alto contenido en agua y su aporte de fibra y potasio, el melón posee una acción diurética y ligeramente laxante, con lo que ayuda a eliminar los desechos del organismo.
Esto lo convierte en un buen aliado de la piel y lo hace recomendable para personas que sufren afecciones de vasos sanguíneos y corazón o retención de líquidos. Tiene también un efecto beneficioso en los casos de reumatismo, artritis y gota.

 

El melón es muy recomendable durante el embarazo

Su consumo resulta conveniente durante el embarazo y los meses previos, ya que sus componentes (calcio, magnesio, folatos y vitaminas A y C) son favorables al crecimiento del feto.
Su contenido en ácido fólico es especialmente significativo. Una ración de 200 g cubre hasta el 30% de las necesidades diarias de esta vitamina.